• Indicadores Económicos:
  • Dólar $: 670.45
  • UF $: 27395.02
  • IPC %: 0.3
  • EURO : 776.34
  • UTM $: 48016
  • Libra de Cobre $: 2.86 dólar

Crece aporte de operación internacional de Enap y estatal triplica su inversión en seis años

12 febrero, 2018
enap-650x400

Con su participación en Argentina, Ecuador y Egipto, la filial Sipetrol reportó un Ebitda de US$ 147 millones, un alza de 10%.

El pie que ha puesto en el extranjero la Empresa Nacional del Petróleo (ENAP), a 28 años de los inicios de Sipetrol, filial con la que opera en otros países, está dando resultados.

Una muestra de esto es crecimiento de la inversión en Argentina, Ecuador y Egipto, donde los desembolsos se han triplicado en los últimos seis años. Si en 2012 se destinaban US$ 72,8 millones, durante el último ejercicio superó los US$ 256 millones, mientras que para 2018 se estima que llegará a unos US$ 152 millones.

Según los resultados de la empresa, este aumento en las inversiones también se está viendo en los retornos. Durante el último ejercicio, Sipetrol reportó a la estatal un Ebitda de US$ 147,4 millones, lo que representa un 22% del total del flujo que genera la compañía y un alza de 10% frente a 2016.

“Estos resultados han ido acompañados de inversiones que han incrementado las reservas de hidrocarburos, incorporado nuevas tecnologías, que permitan reducir costos, de manera de lograr alzas de producción, que aseguren la sostenibilidad de nuestras operaciones y aporten al resultado consolidado de la compañía. Todo ello, en el marco del Plan Estratégico 2014-2025”, señaló el gerente general de ENAP, Marcelo Tokman.

Para el ejercicio actual, el objetivo de la petrolera es que el Ebitda de las operaciones en el extranjero crezcan en 25% en comparación a 2017, variación que dependerá del valor internacional del petróleo Brent, el que ha mostrado un alza en los últimos meses.

Dentro los países en los que está Sipetrol, el principal desarrollo se encuentra en Argentina, donde cuentan con producción de petróleo y gas, mercado en el que se convirtieron en la cuarta empresa del rubro que más invirtió durante los últimos doces meses.

En este país la empresa ejecutó el proyecto PIAM en conjunto con la firma local YPF, iniciativa que requirió de una inversión conjunta que superó los US$ 400 millones, y mediante la cual se logró aumentar fuertemente la producción de los hidrocarburos.

Pero además, la compañía estuvo activa en cuanto a la adjudicación de nuevos yacimientos, uno de ellos fue el área El Turbio Este, en la Provincia de Santa Cruz. La importancia de esta locación radica en que colinda con operaciones que mantiene la empresa en territorio chileno, en Magallanes, por lo que esperan que existan sinergias entre ambos recintos.

En estas obras también están forjando una alianza con la petrolera norteamericana ConocoPhilips, una de las firmas independientes más grandes del mundo, que aportará con un mayor conocimiento geológico regional de la cuenca.

Pero las esperanzas de ENAP están en otro de sus yacimientos del otro lado de la cordillera, el que también fue adquirido el último año. Se trata de Bloque Octans Pegaso, cuyo potencial de reservas podría ser el mayor en los 25 años que lleva la firma en ese país.

Junto con estas adquisiciones, la filial ha invertido en la refacción de sus equipos, buscando dar sustentabilidad a las operaciones. En este segmento se realizó las renovaciones de la flota logística marítima y aérea, reemplazando sus helicópteros y embarcaciones de apoyo marítimo a plataformas e instalaciones submarinas.

En el último año, en Ecuador se marcaron hitos como la inversión de US$ 58 millones, la mayor desde que arribó a este país en 2003. En 14 años en este país, Sipetrol acumula una producción de 76 millones de barriles, donde las perspectivas son a largo plazo, ya que renovaron su contrato de concesión con el gobierno local, de 2025 a 2034, logrando también mejoras en los pagos que realiza el Estado.

En Egipto, la firma consiguió durante el último ejercicio la autorización militar para poder realizar perforaciones en 20 pozos, en el bloque East Ras Qattara.

Gracias a estos permisos, la operación logró 2,9 millones de barriles, lo que representó 12% de producción extra a la que la compañía tenía presupuestado. El Ebitda que aportó esta unidad fue de US$ 48,9 millones.

Fuente: Diario Financiero

Noticias Relacionadas