Internet Industrial y la Industria 4.0: la integración potencia la automatización

(Foto: Felipe Pinto)

(Foto: Felipe Pinto)

Con tantos sistemas robóticos y de control ya instalados, surge la siguiente interrogante: ¿cuál es el real alcance de estas nuevas soluciones y cómo impactan a la industria de procesos, en particular a la minería?

Por Felipe Nuñez,
Ingeniero investigador de la Unidad Automatización y Control Industrial de Dictuc; profesor de la Escuela de Ingeniería de la Pontificia Universidad Católica de Chile.
________________________________

En el último tiempo ha surgido gran interés por los desarrollos en el ámbito de los sistemas inteligentes y la analítica de datos en los sectores productivos. Términos como “Big Data”, “Data Science”, “Industrial Internet” o “Smart Systems” abundan en las descripciones de nuevas soluciones de automatización, que prometen completar la ansiada transición hacia la Industria Inteligente.

En este escenario, es impensado embarcarse en un proyecto que no se catalogue como “smart” y no incluya un componente importante de análisis de datos. Sin embargo, con tantos sistemas robóticos y de control ya instalados, surge la siguiente interrogante: ¿cuál es el real alcance de estas nuevas soluciones y cómo impactan a la industria de procesos, en particular a la minería? Un análisis de sus bases tecnológicas puede ayudar a conjeturar una respuesta.

La Internet Industrial, también llamada Industrial Internet of Things (IIoT), es parte de un concepto mayor conocido como Internet de las Cosas (IoT), una red de gran escala compuesta por objetos de diversa naturaleza que generan e intercambian inmensas cantidades de datos de manera transparente.

La particularización de los conceptos de la IoT a ambientes industriales es lo que se conoce como IIoT y promete transformar la industria. La Internet Industrial, concebida como una infraestructura de red en la que interactúan dispositivos de manera transparente, es la base fundamental de lo que se conoce como industria inteligente, la Industria 4.0.

En contraste a la llamada industria 3.0, que se focaliza en la automatización de maquinaria y procesos individuales, la industria 4.0 apunta a una digitalización de extremo a extremo de todos los recursos y procesos. Además, a una integración total de todos los entes involucrados en la cadena de valor, en lo que se conoce como ecosistema digital.

La industria 4.0 se fundamenta sobre disrupciones tecnológicas que han emergido recientemente: el aumento radical del volumen de datos, poder computacional y conectividad; la aparición de sofisticados algoritmos de análisis de datos y minería de procesos; nuevas formas de interacción humano-máquina como interfaces táctiles y dispositivos de realidad aumentada; y mejoras en la interfaz físico-digital como sistemas robóticos telecomandados.

La mayoría de dichas tecnologías existen desde hace algunos años. Sin embargo, su integración y alineación hacia un objetivo común es el ingrediente que hará realidad la visión de la Industria 4.0.

El potencial de los sistemas de control distribuido y los sistemas robóticos, ya instalados, se explota al máximo con la integración vertical y horizontal de todos los procesos. No obstante, para asegurar una correcta operación, existen varios desafíos pendientes, entre los que están la interoperabilidad y la seguridad como las áreas donde mayor esfuerzo se necesita para hacer realidad el sueño de la industria.

Sin embargo, la Internet Industrial y la Industria 4.0 son más que términos comerciales. Representan una confluencia de tendencias y tecnologías que prometen cambiar la forma de operar en cualquier industria. Y la minería no es la excepción.

Revista Nueva Minería & Energía © 2017 All Rights Reserved

Powered by Byacom